Sostenibilidad y sneakers: ¿qué están haciendo las marcas?

El reto de dejar un futuro mejor para nuestros hijos es, además de un tema ya presente en la conversación de la sociedad, una necesidad que las marcas están teniendo presente y trasladando a toda su gama de productos. Muchas son las voces que claman por modelos productivos más respetuosos con el medio ambiente y replantearnos, además, el paradigma de consumo y optar por opciones más conscientes con los recursos y el planeta.

Con esto en mente, las marcas de zapatillas están desarrollando iniciativas de todo tipo para dar respuesta a estas necesidades.

Analizamos lo que algunas de las firmas de sneakers más relevantes están desarrollando en la actualidad en materia de sostenibilidad.

adidas: compromiso auténtico con el medio ambiente

adidas es una de las marcas que más a fondo está introduciendo políticas destinadas a reducir la huella de carbono o el impacto en el planeta de la producción de zapatillas. La firma alemana se ha propuesto, por ejemplo, que todos sus productos utilicen poliéster 100% reciclado para 2024.

Esto no es algo novedoso, pues desde 2015 -por ejemplo- lleva colaborando con Parley en proyectos de innovación ecológica para desarrollar materiale que acaben con los plásticos en los océanos. Fruto de esta unión se han dado novedades tan interesantes como el Primeblue (un tejido de alto rendimiento), o colecciones específicas confeccionadas con hilo elaborado a partir de plásticos recogidos en el mar y otras zonas costeras.

A nivel de producto, además, algunas de sus siluetas más icónicas han sido re-editadas recientemente con este objetivo de la sostenibilidad en mente, como puede ser el caso de las adidas Stan Smith.

No por casualidad todo lo que la marca está poniendo en marcha le ha servido para ser reconocida en múltiples ocasiones por su compromiso medioambiental y con la sostenibilidad.

New Balance: preparándose para el futuro

Con motivo del día de la Tierra, New Balance ha anunciado algunas medidas que está poniendo en marcha de cara a los próximos años en materia de sostenibilidad, como puede ser conseguir el 100 % de piel preferida y el 50 % de poliéster reciclado para 2025, alcanzar el 100 % de electricidad renovable para llevar a cabo sus operaciones para 2025, reducir las emisiones de CO2 o alcanzar los cero residuos vertidos en sus fabricas también en 2025.

Además, en sus productos indica mediante el símbolo Green Leaf aquellas prendas que han sido elaboradas con un 50 % o más de materiales reciclados.

ASICS: esfuerzo en materia de sostenibilidad

ASICS es otra de esas marcas que pone muchos esfuerzos en materia de sostenibilidad, como también demuestran los diferentes reconocimientos obtenidos por diferentes organismos auditores externos. La marca ha mostrado su compromiso con los ODS 3, 5, 6, 8, 12 y 13 y cuenta con el programa I MOVE ME SMARTER con el que esperan lograr objetivos estratégicos como reducir las emisiones de CO2 en un 38 % o reemplazar el 100 % de los poliésteres en los uppers y material textil y aplicar poliésteres reciclados.

Siguiendo esta línea, en 2019 ASICS lanzó las ASICS METARIDE, una zapatilla de alto rendimiento en cuyo desarrollo participaron científicos y diseñadores del Instituto de Ciencias del Deporte de ASICS Science y que está construida con nanofibras de celulosa (CNF). La CNF es una fibra de tamaño nanométrico que pesa una quinta parte que el acero, pero es cinco veces más resistente. veces más fuerte. Puede fabricarse a partir de casi cualquier biomasa vegetal. Según el último informe de sostenibilidad, ASICS ha vendido hasta la fecha siete millones de pares utilizando tecnología CNF.

Reebok: poniendo el acento en los materiales

La marca de origen estadounidense está también comprometida con el impacto ecológico de sus zapatillas. En este caso, Reebok pone el acento en los materiales presentes en su catálogo. Así, para 2030 hablan del EARTHSHOT: aspirar a que el 100 % de su producción sea sostenible.

En la actualidad dividen el catálogo en función del impacto de sus materiales, y podemos encontrar producto [REE]GROW (fabricados con al menos un 50 % de materiales de origen vegetal), [REE]CYCLED (un mínimo del 30 % de la parte superior son materiales reciclados), vegano, better cotton, algodón orgánico y color con cuidado.

En el pasado ya hemos visto lanzamientos específicos hechos en materiales de origen vegetal, como estas Reebok Forever Floatride Grow.

En líneas generales según Good On You (la app de certificación de sostenibilidad en el mundo de la moda) Reebok se encuentra en el ranking ‘It’s a start’, para todas esas marcas que están introduciendo medidas en materia de condiciones, supply chain, cuidado animal o impacto ambiental, lo cual es una posición positiva comparada con el estándar de la industria.

PUMA: histórico de sostenibilidad

La marca alemana puede presumir de llevar abanderando la sostenibilidad desde 2003, año en que publicó su primer informe de sostenibilidad. En 2020 anunciaban su plan 10FOR25 (continuación de 10FOR20 que culminó ese año), con el que esperaban lograr el mayor impacto en este campo tanto a nivel de producto, como cadena de valor o producción. Como explican en el ya mencionado informe en su edición de 2019, la marca tiene planes de actuación relacionados en áreas como materiales, químicos, cambio climático o calidad del aire.

Vans: reducción de emisiones y materiales

La marca californiana ha puesto el acento, como otras marcas, en aspectos como los plásticos, materiales o el impacto de la producción. Así, se ha comprometido a que en 2021, por ejemplo, no exista bolsas de plástico en ninguno de sus puntos de venta; o que el 50 % del poliéster provenga de materiales reciclados para 2025. Además, también aspira a expandir su plan de reciclaje de zapatillas a nivel global para 2023, así como otras medidas en materia de emisiones.

Además, como ellos mismos afirman “para 2030, el 100 % de los principales materiales que usamos (incluida la goma, el algodón, la piel, el poliéster, el nailon, el poliuretano y la espuma EVA) procederá de fuentes regenerativas, renovables, recicladas o gestionadas de forma responsable”.

The North Face

Aunque no estrictamente una marca de zapatillas, recientemente la marca técnica ha presentado su compromiso relacionado con el Día de la Tierra. Así, TNF ha presentado su compromiso a fabricar con materiales recliclados, renovables y sostenibles, y en 2025, el 100 % de los principales materiales utilizados para las prendas de The North Face serán reciclados, regenerativos o sostenibles. Además, el 4 de mayo lanzarán en Alemania la plataforma circular de «recommerce», The North Face Renewed, mediante la que ofrecerá una colección de productos reacondicionados para aquellos compradores que deseen tener acceso a equipación asequible y reducir su impacto ambiental.

La marca también se ha comprometido en que para la primavera de 2022, el 80 % de los tejidos sintéticos para prendas serán reciclados; así como una reducción absoluta de emisiones de gases de efecto invernadero de alcance 1 y 2 del 55 % para 2030 (tomando el 2017 como año de referencia) y una reducción absoluta de emisiones de
efecto invernadero de alcance 3 del 30 % (tomando también el 2017 como referencia).

Categories Análisis

About

Blog sobre el mundo sneakers. Análisis y opinión. Si quieres estar al día sobre el mundo de las zapatillas, éste es tu sitio. Suede rules everything around us.